29 diciembre 2011

Hoy soy cristiano

Llevo días preocupado por la persecución que sufren los cristianos en algunos países de mayoría musulmana. Hoy, EL PAÍS dedica uno de sus editoriales a este asunto. Como comparto su opinión, te invito a leerlo, "Sectarismo en Nigeria".

Por otro lado, no he visto referencias sobre este tema en los sitios web que frecuento, y no encuentro una explicación a este hecho. Yo siempre he sido bien tratado por los cristianos, que jamás me han puesto ninguna traba para asistir a sus templos ni para participar en sus ceremonias, naturalmente, siempre desde el respeto. Sé que hay elementos intolerantes dentro del cristianismo, pero yo he debatido siempre con personas encantadoras, y también muy respetuosas con mis creencias. En mi propio país han soportado con dignidad y entereza ejemplares ataques incalificables contra su fe. Estoy hablando de la invasión de alguno de sus templos y la parodia de sus manifestaciones religiosas invocando el derecho de expresión. Ya lo he dicho antes: no existe el derecho al insulto ni a la vejación a quien cree de manera diferente a la nuestra.

Y volviendo al inicio, en estos días, en Nigeria se han producido atentados contra iglesias católicas. Anteayer, hechos igualmente repudiables se perpetraron contra la minoría copta de Egipto. Podría seguir, pero es evidente que no estamos hablando de sucesos aislados. Por tanto, es preciso que desde el Islam se alcen voces relevantes que reclamen el respeto a la diferencia y que actúen con firmeza contra aquellos que envueltos en los hábitos del fanatismo pisotean los derechos humanos más básicos.

Por eso mismo, y porque creo firmemente que debemos defender el derecho de cada quien a profesar su fe, hoy soy cristiano.

3 comentarios:

Jesus dijo...

Estoy de acuerdo contigo. Un saludo.

Frank Invernoz dijo...

Coincido plenamente contigo.

Núria y John dijo...

Gracias por compartir el articulo,
estoy de acuerdo contigo,
un saludo.