18 junio 2008

Obviedades prescindibles

El pueblo saharaui mantiene una dura andadura de más de medio siglo en busca de su independencia. Comparto con muchos CAMINANTES la tesis de que en estos procesos, quienes opinamos desde cómodas distancias, debemos medir cuidadosamente nuestras palabras, así que me limitaré a poner sobre la mesa una serie de obviedades.

La última década ha sido una de las más estériles en este largo proceso. Salvo la denominada “intifada saharaui” no se ha producido ningún avance sustancial. Esa lucha pacífica en el Sáhara Occidental está forzando a Marruecos a mostrar su verdadera cara ante el mundo y vacía de argumentos a los sectores más progresistas del propio Marruecos que -posiblemente de buena fe pero con un desprecio mayúsculo por la Justicia y la legalidad- pretenden ligar los avances democráticos de su país a un sacrificio inconmensurable por parte saharaui.

La victoria electoral de Rodríguez Zapatero en 2008 y la inmediata retirada de las tropas españolas de Iraq supuso una luz de esperanza en el conflicto saharaui. Al menos yo me ilusioné y pensé que un Presidente que anteponía la legalidad a la conveniencia política abordaría de una vez por todas nuestras responsabilidades en el Sáhara. La realidad ha demostrado que todo fue un espejismo.

Poco después, el Polisario liberó los 404 últimos prisioneros de guerra marroquíes que mantenía en su poder. Su país no les reconocía ese status, así que se encontraban en un limbo legal y algunos sumaban 25 años de cautiverio. Este acto unilateral de buena voluntad fue bien recibido en los EEUU, en el Partido Demócrata, principalmente ¿Estábamos ante una nueva actitud norteaméricana? Salvo la gira de Aminetu Haidar, nada de nada ¿Otro espejismo?

Hoy todo el mundo da por fracasada la última ronda de negociaciones entre Marruecos y el Polisario. La ONU pide “realismo” desertando de sus verdaderas funciones y posicionándose a favor de una de las partes. Los gritos a favor de la vuelta a las armas crecen entre los saharauis… el panorama no puede ser más desolador.

Espero fervientemente que el Polisario acierte en esta nueva y complicadísima encrucijada. Está en juego el futuro de un pueblo al que admiro.

6 comentarios:

migramundo dijo...

Si Marruecos no fuese uno de los principales clientes comerciales de España, quizá tus expectativas se habrían cumplido. Tristemente, la economía está reñida con los derechos. Lo vemos en el tema de los inmigrantes a nivel mundial. Salud y saludos.

Merche Pallarés dijo...

Lo que digo, si existiera petróleo en la Hamada, los saharauís serían "llevados en palmitas" (o, quizá no porque otras fuerzas los hubieran invadido...). Quién sabe. Besotes, M.

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Los hechos son suficientemente significativos, Fran.

Salondesol dijo...

No olvidemos que a Marruecos no le interesa renunciar al Sahara occidental ocupado, los fosfatos estan por las nubes, ya son casi el principal provedor mundial con 1,2 billones de dólares.
http://www.wsrw.org/index.php?parse_news=single&cat=130&art=738

Sin contar el renovado interés por la riqueza petrolera, y que en pesca dispone a su antojo de los caladeros saharauis.

Hoy he recogido del aeropuerto militar de Talavera la Real a Mulay, y como cada año viene en los huesos, al borde del raquitismo. Durante dos meses olidará (no del todo) su lamentable situación en los campamentos de refugiados de Tinduf. Mientras yo me siento impotente por no gritar lo suficientemente fuerte como para que me escuchen gobiernos y organismos oficiales varios.

Un saludo.
Helena.

Antònia P. dijo...

Fran, el comentario de Helena refleja el sentimiento de muchas familias acogedoras. La impotencia y la pena sn sentimientos estériles. La impotencia porque nos impide seguir caminando, la pena porque los saharauis no la quieren.
Sólo el cariño y el compromiso sirven.
Somos muchos y nuestra voluntad es más firme que nunca.
YES, WE CAN.
Besos a todos.

Francisco O. Campillo dijo...

Migramundo
No te falta razón. Pero sigo pensando que la posición mas "egoista" es la de construir el futuro sobre sólidas bases de Justicia.

Merche
... quien sabe. Por cierto, es muy posible que el Sáhara Occidental guarde importantes yacimientos petrolíferos y de gas natural en su subsuelo.

Pedro
Los hechos son contundentes... y descorazonadores.

Helena
Estoy seguro de que Mulay será féliz en tu compañía... y en la de los tuyos.

Antònia

"We can, and we will do... together"